PIXNIO 178006 4248x6384

A la escuela infantil, guardería o colegio. Son muchos los niños que han comenzado el curso escolar. ¿Cómo se desplazan de casa al cole y del cole a casa? ¿En coche, moto, autobús, bici o a pie? Los desplazamientos a diario se multiplican y, con ellos, los riesgos de sufrir un percance en estos trayectos cortos.

Como padres y adultos responsables de un menor es importante conocer los riesgos para poderlos evitar. Desde la Alianza Española por la Seguridad Vial –AESVi-, y con la ayuda de expertos de los colectivos de Policías Locales y la Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnado (CEAPA), hemos preparado las siguientes recomendaciones:

¿El niño viaja en autobús?

Dentro de Europa, España es líder en transporte escolar. Unos 630.000 alumnos se desplazan en autobús para acudir al colegio. ¿Sabías que el 90% de los accidentes que se producen durante el transporte escolar tienen lugar en el momento de subir o bajar del vehículo o justo en los instantes inmediatos? Así lo afirma la Dirección General de Tráfico. Para evitar este peligro, sigue estos consejos:

  • Hay que respetar las zonas de parada, ir con tiempo suficiente, y enseñar al niño a subir o bajar de forma ordenada, sin empujar a otros niños. 
  • Durante el recorrido, los niños deben permanecer sentados en su asiento con el sistema de retención adaptado a sus necesidades, y respetando las instrucciones de seguridad. 
  • El resto de conductores, no debe adelantar al autobús escolar mientras deja o recoge a los niños en la parada. 
  • Como padre o adulto responsable del menor, solicitar al centro la contratación de autocares con cinturones de 3 puntos y comprobar que un monitor acompaña a los niños durante el trayecto.

 ¿El niño va al cole en coche?

Aunque el uso de un SRI está extendido entre el 90% de la población, todavía hay niños que viajan sin esta protección, sobre todo cuando se trata de trayectos cortos. ¡Gran error! Los niños siempre deben desplazarse en coche bien sujetos en su silla infantil. Además, es más seguro:

  • Si introducimos o sacamos al niño por el lado más seguro, es decir, el lado de la acera.
  • Además de elegir una silla adecuado a su talla o peso, debes instalarla correctamente y sujetar al niño para que no le queden holguras en los arneses. ¡Y fuera mochila y abrigo! El SRI no será efectivo en caso de accidente si el niño viaja con el abrigo o la mochila puesta.
  • Deja a un lado el estrés y las prisas, sal con tiempo de casa y evita aparcar en doble o, incluso, triple fila ya que obligamos al pequeño a caminar entre coches.
  • Para los niños más mayores, desde AESVi recomendamos usar una silla con respaldo, al menos hasta que su altura llegue a 1,50 metros, porque la protección lateral es mayor.
  • ¿Mejor en contra de la marcha? Esta posición es obligatoria hasta los 15 meses del bebé, pero es conveniente alargarlo lo máximo posible. El cuello, cabeza y espalda del niño estarán mucho más protegidos.

 ¿Y si el niño va de pasajero en una moto?

Aunque no es tan habitual, también hay niños que llegan al colegio en moto. Sólo es legal si el niño tiene 12 años o, excepcionalmente, si tiene más de 7 años y quien conduce es su padre, madre, tutor o persona autorizada. Aun así, desde AESVi recomendamos no viajar en moto con menos de 12 años.

15133528767 9d2613cb42 o

  • El niño debe ir sentado en el asiento del pasajero, a horcajadas y con los pies apoyados en los reposapiés laterales.
  • Muy importante es usar el casco y abrocharlo correctamente. El casco debe de ser de su talla. También debe llevar equipación apropiada: chaqueta con protecciones, guantes, pantalón y botas.
  • ¿Y la mochila? Hay que llevarla en un trasportín o portaequipajes para motos o ciclomotores porque si la lleva el niño a la espalda podría desestabilizarle.

¿En bici, a pie o en transporte público?

Lo más saludable, sin duda, es ir y/o volver del centro escolar a pie o en bici. Otra opción es utilizar el transporte público, con el hándicap que el autobús, metro o tren no incorporan sistemas de retención infantil.

  • Si van en bici: con casco, elementos reflectantes y de iluminación, señalizar las maniobras, conducir de manera tranquila y con mucha atención hacia los peatones y sin sobrecargar la mochila.
  • Si van caminando: enséñales los posibles riesgos de la ruta si van solos, cruzar la calle por zonas seguras (mirar primero a la izquierda, luego derecha, y de nuevo a la izquierda), caminar siempre por la acera –lo más retirado del bordillo- y aprovechar posibles ‘caminos escolares’ que ciertos ayuntamientos están poniendo en marcha.

 Por delante llegan muchos días de cole o guardería. ¿Estás preparado para proteger al niño en su trayecto diario? La protección del niño depende de ti. 

PIXNIO 177189 2391x3600

 Aquí tienes más consejos para viajar en coche con niños.